martes, 5 de agosto de 2014

CECILIO BARROSO O EL TESTIMONIO DE UN VIEJO LUCHADOR.

CECILIO BARROSO O EL TESTIMONIO DE UN VIEJO LUCHADOR.

     Hoy no vamos a hablar de La Araña, si no de un yacimiento cordobés. Hemos pasado unos días en Lucena (Córdoba, España), visitando el extraordinario yacimiento de la Cueva del Ángel, y viendo la dinámica actividad de laboratorio, de procesamiento de datos y estudio de materiales. Para uno de nosotros ha sido muy grato el reencuentro con un viejo amigo, Cecilio Barroso, e infatigable luchador por la Investigación y el Patrimonio andaluz, en el que sin duda dejará su huella para la posteridad. Muchos han sido los recuerdos que se nos han venido a la mente, desde nuestra primera excavación en Bobastro, pasando por otros muchos yacimientos, incluido el de la Cueva del Boquete de Zafarraya, de la que nos ha dejado una magnifica Memoria publicada, y que es un buen referente para los trabajos del Paleolítico Medio andaluz.
     El yacimiento que actualmente acapara sus esfuerzos (la Cueva del Ángel en Lucena) ya la conocíamos de visitas anteriores, pero cada vez que volvemos a visitarla nos quedamos un tanto sobrecogidos, por lo ya conseguido y el potencial que encierra. Es uno de los grandes yacimientos andaluces, que tiene un largo futuro para la investigación de la Prehistoria, y que posiblemente se convertirá en la madre de todas las “Simas de los Huesos” a nivel nacional, donde se podrán averiguar muchas características de Preneandertales y Neandertales, si se protege a este gran legado del pasado y se continúan las investigaciones. En este sentido nos han sorprendido las buenas instalaciones que el Ayuntamiento de Lucena ha facilitado a los investigadores para desarrollar su trabajo, y el apoyo económico prestado, que ha posibilitado el que se pueda realizar. Hay que felicitar al Ayuntamiento de Lucena y al Equipo de Investigación, donde hemos podido encontrar a antiguos investigadores conocidos codo con codo con los jóvenes universitarios aprendiendo el oficio de la mejor manera. ¡Enhorabuena a ambos!. ¡Todo un ejemplo de tesón y lucha, por parte de Cecilio Barroso, que sigue en la brecha, aunque ya las huellas del tiempo le hayan dejado algunos regalos, como a los demás! Me niego a hablar de mis cervicales, de mis tres hernias discales, y no se cuantas cosas más. Viendo el empuje de los maduros y de los jóvenes uno empieza a creer que las investigaciones tendrán futuro, afortunadamente para la cultura andaluza y el Patrimonio común de toda España.


Yacimientos Arqueológicos de La Araña .