lunes, 19 de mayo de 2014

LAS HOJAS DE BORDE ABATIDO O EL PERFECCIONAMIENTO DE LAS HERRAMIENTAS Y SU ADECUACIÓN AL USO EN EL GRAVETIENSE

LAS HOJAS DE BORDE ABATIDO O EL PERFECCIONAMIENTO DE LAS HERRAMIENTAS Y SU ADECUACIÓN AL USO EN EL GRAVETIENSE

     Las hojas, como ya hemos dicho en otras ocasiones, son la máxima expresión en el perfeccionamiento de la técnica en el proceso de la industria de la talla de la piedra en la Prehistoria. A nivel tecnológico es lo que permite a los grupos humanos un mayor rendimiento en la producción, pudiendo llegar incluso a más de 20 metros lineales de filo útil por kilo de sílex, en épocas de los cromañones, frente a los dos o tres metros de los neandertales, o a los 40 ó 60 centímetros de los preneandertales, si retrocedemos más en el tiempo. Por lo tanto, la consolidación de la tecnología de las hojas o láminas es un invento de primer orden en la industria de la Humanidad. Son en si mismas esos maravillosos cuchillos pétreos que nos permitió sacar mucho mas partido y rendimiento a los mismos recursos ancestrales, y por lo tanto alcanzar mayor independencia en la generación de los distintos útiles que necesitaban, al no tener que reponer con tanta frecuencia la materia prima. Dentro de este avance general, que influye en los procesos tecnológicos, vemos como las láminas se prestan a permitir un sin fin de posibilidades para construir múltiples tipos de útiles adecuados a sus necesidades. La lámina, que en esencia es un cuchillo con dos filos cortantes, cuando se utiliza para su función principal (cortar) puede presentar algún inconveniente, ya que con un filo corta el objeto sobre el que se actua, pero el otro filo puede herir también la mano de quien presiona. Para evitar este inconveniente en su manejo nuestros antepasados optaron por la solución más lógica: abatir mediante una talla abrupta uno de los filos, volviéndolo romo, con lo cual evitaban la posibilidad de cortarse con su manejo. Se convierten así en cuchillos idóneos.
     Si bien es durante el Gravetiense cuando toman plena carta de naturaleza como objeto practico, en realidad la solución venia de más antiguo, en la etapa interpuesta entre los neandertales y los cromañones. Son los llamados cuchillos chatelperronienses, que abaten uno de sus filos, solución que por otra parte se sigue dando en etapas posteriores al periodo Gravettiense, por lo que tienen un amplio abanico cronológico, y encontrados fuera de contexto tienen un escaso poder definidor a nivel cultural, con una amplia polivalencia temporal.
     Hoy les mostramos uno de estos útiles gravetienses de La Araña (Málaga, España), con un posible uso de manipulación para desempeñar sus funciones de objeto cortante. Esperamos que os guste.

Yacimientos Arqueológicos de La Araña