sábado, 10 de enero de 2015

EL RASPADOR CARENADO, UNA PIEZA INTERESANTE QUE EMPIEZA A HACERSE NOTAR DESDE LOS COMIENZOS DE LAS INDUSTRIAS DE HOMO SAPIENS SAPIENS EN LAS SECUENCIAS ARQUEOLÓGICAS.

EL RASPADOR CARENADO, UNA PIEZA INTERESANTE QUE EMPIEZA A HACERSE NOTAR DESDE LOS COMIENZOS DE LAS INDUSTRIAS DE HOMO SAPIENS SAPIENS EN LAS SECUENCIAS ARQUEOLÓGICAS.

     El raspador carenado, un útil de características arcaicas dentro de las herramientas de las industrias de nuestra especie, el cromañón, comienza a ser frecuente en los albores del Paleolítico Superior, en cuyos comienzos dejamos nuestras primeras evidencias tecnológicas como grupo que sustituyó a los neandertales. Son piezas que poseen aun un gran espesor en relación a la largura y anchura del objeto, relación que se ira reduciendo a medida que vayamos avanzando en nuestra andadura cultural y tecnológica. Los carenados presentan un frente robusto y poderoso, que suele estar definido tanto por la talla del mismo, como por sus múltiples micro levantamientos debido a las fuertes presiones de su uso sobre materias duras, especialmente hueso y madera.
     Hoy les mostramos uno de estos artefactos, procedente de la Zona Cuarta del Abrigo 3 del Complejo del Humo, en La Araña. Deseamos que os guste.


Yacimientos Arqueológicos de La Araña.